jueves, marzo 07, 2013

Comunidades del Huila continúan defendiendo la Madre Tierra de Mega-Proyectos Industriales




El Año Nuevo en el Huila inició como terminó el 2012, con la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA) negándose a obligar a la empresa energética Enel-Endesa-Emgesa,  a asumir su responsabilidad por no haber cumplido con la licencia ambiental del Proyecto Hidroeléctrico de El Quimbo.

La Contraloría ha considerado la información presentada por la Asociación de Afectados del Proyecto Hidroeléctrico El Quimbo (Asoquimbo), y ha apoyado las demandas de las comunidades locales para que se respete la licencia ambiental en cuanto a reasentamiento, compensaciones y mitigación ambiental. Mientras tanto en el Huila, los medios locales reportan de manera falsa que nada malo sucede en la región y han reducido sus informes de manera irresponsable a nada más que relaciones públicas representando positivamente la imagen de la empresa

No obstante, a lo largo del Huila la resistencia no sólo se ha manifestado en las comunidades afectadas por la represa del Quimbo, sino también en las comunidades de Gigante y Garzón, afectadas por la empresa petrolera Emerald Energy, así como en las comunidades del sur y el centro del Huila, las que resisten al Plan Maestro de Aprovechamiento del río Magdalena, que entregaría el río más grande e importante del país en concesión a la empresa estatal HydroChina. Adicionalmente a la invasión de las industrias extractivas en el Huila, la gran cantidad de productores de café de la región se han visto afectados por la caída del precio del café, que ha empeorado de manera progresiva desde la firma del Tratado de Libre Comercio con los EE.UU. Como resultado, el Huila y todo el sector cafetero nacional también ha estado protestando pacíficamente para presionar al Estado colombiano y esto ha provocado que  alrededor de 80 personas hayan resultado heridas en el Huila desde hace más de una semana, como consecuencia de ataques completamente desproporcionados por parte del Escuadrón Móvil Anti-Disturbios (ESMAD), de la Policía Nacional de Colombia.

En los cafetales, frutales y campos de hortalizas mantenidos por los campesinos de la región del Páramo de Miraflores, miembros de la Asociación Intersectorial de Gigante y Garzón (AISEG), continúan luchando para la suspensión de la licencia ambiental que habilitaría a Emerald Energy, una subsidiaria de la empresa química china Sinochem, para perforar en busca de petróleo en el ecosistema del Páramo de Miraflores. Actualmente AISEG, junto con la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena (CAM) y CORPOAMAZONIA del Departamento de Caquetá, están presionando a la Oficina de Parques Nacionales Naturales para declararlas 122.000 Hectáreas del Pico del Páramo de Miraflores como Parque Natural Nacional, con el fin de crear un mecanismo jurídico más fuerte para la protección de esta zona, excluyéndola efectivamente de cualquier forma de extracción de petróleo.

El río Magdalena, nace en el sur de Huila y fluye hacia el norte unos 1.528 kilómetros hasta su desembocadura en el Mar Caribe. Su cuenca de drenaje es casi una cuarta parte del territorio nacional del país y dos tercios, de los casi 46 millones de personas que habitan Colombia viven en esta región, que produce alrededor del 86% del PIB del país. Este año, el río Magdalena se entregará en concesión a la empresa HydroChina, cuyos planes para el río son cambiar un ecosistema que apoya a las comunidades humanas y no humanas en el corredor de transporte más importante del país, por bienes baratos.

El plan incluirá el dragado del río desde Honda, Tolima, hasta la delta en Bocas de Ceniza para permitir que grandes embarcaciones puedan entrar lejos río arriba hacia el centro del país. Partiendo deesde Honda, se van a construir ferrocarriles de alta velocidad para conectarse con Buenaventura, ciudad ubicada en la costa del Pacífico, puerto de conexión entre los mercados del este y del oeste. Para la zona alta del valle del río Magdalena, la concesión comprende un total de 11 medianas y grandes represas hidroeléctricas que tienen como propósito generar electricidad destinada al uso fuera del territorio. Las comunidades en el sur del Huila de municipios como Oporapa, San Agustín y San José de Isnos se han convertido en actores activos de la resistencia local, desde que los planes para el río fueron anunciados el año pasado.

Los Impactos se hacen sentir

Con tristeza, los integrantes y aliados de la Asoquimbo han dado una despedida a Saín Pedrazo, agricultor y jornalero de Veracruz, Gigante. Don Saín, conocido por todos los que lo conocieron como un hombre dulce, cariñoso y noble, era un mayor guerrero y firme de Asoquimbo. Se une  al menos a otros siete adultos mayores de la población afectada, que han pasado por el trauma psicológico de que el lugar donde nacieron, crecieron, levantaron sus familias y han vivido por siempre, podría  ser borrado. En sus propias palabras, él dijo que iba a adelantarse a que la represa se pudiera completar. "Si todos piensan como pienso yo, yo me voy antes de tiempo… por mi fuera que no me hablaran de ese quimbo ni nada de eso, porque dios no lo quiera, pero yo según con lo que yo pienso, yo me voy antes, yo no espero ese fracaso, yo con 72 años encima y nací y me crie… yo sí siento, a mí me da duro la cosa." A Don Saín se le extraña mucho, aunque su legado de lucha y su amor por el territorio acompañarán  a lxs que siguen luchando por la liberación de la Madre Tierra en el Huila.

El 16 de enero Moisés Sánchez, un parcelero en la Finca Chagres en Gigante, fue bruscamente sacado  de su casa junto con su familia y ganado por el ESMAD, por orden del alcalde de Gigante, Ivan Luna. Agredido brutalmente durante el proceso, este es otro ejemplo de cómo las leyes se aplican cuando están a favor de Emgesa-Endesa-Enel, aunque cuando se trata de hacer cumplir las sanciones impuestas contra la empresa, las instituciones estatales necesarias nunca están presentes. A la fecha, hay  una investigación abierta por la Contraloría a la ANLA por las violaciones de los derechos sociales y ambientales causados por el Proyecto Hidroeléctrico El Quimbo, y daños y perjuicios por un total de más de C$352.000 millones pesos colombianos; por estos daños la empresa aún no ha respondido y el Ministerio de Medio Ambiente también ha guardado silencio.

Luego de lo anterior, a mediados de febrero ocurrió una mortandad masiva de tilapia y mojarra en las jaulas de piscicultura en el embalse de Betania. Más de 300 toneladas métricas de pescado destinado a la exportación a países extranjeros murieron, debido a las condiciones anaeróbicas en el embalse que se encuentra río abajo del sitio de construcción del Quimbo. Un empresario piscicultor local que pidió permanecer anónimo, acusó a la Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca (AUNAP) de no hacer nada al respecto. "El crecimiento no controlado de la piscicultura en Betania amenaza el equilibrio ecológico, así como la acuicultura industrial", dijo el empresario.

En el año 2005, de acuerdo con el  Plan de Ordenamiento Pesquero y Acuícola, había 1.686 jaulas de peces; ocho años después, hay 7.000 jaulas. Este exceso de producción, junto con la contaminación y un mayor contenido de sedimentos en el agua, redujo la calidad de la misma y le causó pérdida de oxígeno, provocando la mortandad.

Corrupción política regional y el desafío.

El 9 de enero 2013, Cielo González fue finalmente destituida de su cargo como gobernadora del Huila y su anterior secretario, Julio César Triana, fue nombrado por el presidente Santos como nuevo gobernador interino a principios de febrero. Antes de Triana, Luis Guillermo Vélez Cabrera se desempeñaba como gobernador interino y cuando visitó el sitio de construcción del Quimbo dijo a los medios locales que "El Quimbo debe suceder, pero de la manera correcta." También señaló que si bien se había avanzado, la demora de la empresa en la creación del distrito de riego Paicol-Tesalia era especialmente preocupante. Desde que Triana entró en ejercicio del cargo de gobernador interino, sólo ha mencionado que VélezCabrera sería la "persona clave" para continuar trabajando en el proyecto.

Por otra parte, el 14 de abril se llevarán a cabo elecciones atípicas en el Huila para elegir al nuevo gobernador. Asoquimbo hace un llamado a la gente del Huila para votar en blanco, con el fin de promover la Defensa del Territorio. Actualmente todos los candidatos de los diferentes partidos apoyan el Plan Departamental de Desarrollo 2012-2015 "Haciendo el Cambio", que busca utilizar las industrias extractivas, que hacen parte de la "Locomotora Minero Energética" del presidente Santos, como una fuerza importante en el desarrollo regional y nacional. En la lista electoral, aparece como opción viable el "Programa de la Unidad para la Defensa Territorial" que se ha incorporado en el Registro Cívico Nacional. Las plataformas que integran el "El Programa de Unidad por la Defensa del Territorio", fueron creadas a través de asambleas abiertas en las comunidades de El Agrado, Garzón, Gigante, Hobo, La Plata, San José de Isnos, Tarqui y San Agustín, Huila entre el 9 y el 17 de febrero, y se centran en la protección de las comunidades, de las economías locales y del medio ambiente.

La hipocresía constante de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales

La falta de coherencia de la Directora de la ANLA, Luz Helena Sarmiento, sólo ha hecho evidente que su papel es el de una marioneta de las empresas trans nacionales, más que el de una verdadera autoridad, a quien de manera absurda han delegado la responsabilidad de proteger las necesidades de las comunidades humanas y no-humanas en Colombia. A finales de diciembre una nueva resolución fue aprobada modificando la Licencia Ambiental del Quimbo mediante la Resolución 1142, la que claramente intenta ayudar a Enel-Endesa-Emgesa a evitar las demandas que tienen en la Oficina del Contralor. Como resultado, la Contralora Sandra Morelli ha declarado que la ANLA estaba agudizando la crisis ambiental del país, que ya había iniciado con sus políticas erróneas. Esta crítica ayudó a eliminar un hotel eco-turístico conocido como "Los Ciruelos", que estaba previsto para ser construido en el Parque Nacional Tayrona, ubicado en la costa del Caribe colombiana; el ANLA había dado el aval para su construcción a través de la Resolución 0024.

La crítica a la hipocresía de Sarmiento consiste en que el impacto ambiental del Quimbo es mucho mayor al de Los Ciruelos, teniendo en cuenta las más de 800 Hectáreas de bosque seco que serán destruidas (el mismo ecosistema que afectaría Los Ciruelos), al igual quegran parte de la protección de la  Reserva Forestal Protectora de la Amazonía. Desde principios de febrero, el ANLA ha negado licencias a numerosas empresas incluyendo Drummond, CCX, Prodeco y Goldman Sachs, las que tenían intenciones de proyectos mineros de carbón en el departamento del Cesar. ANLA negó estas solicitudes argumentando que estas empresas no cumplían con los reglamentos. Esta incoherencia que afecta directamente a las comunidades, es lo que está empujando a muchos a tomar medidas más directas tras más de cuatro años de evidencias, reconocidas internacionalmente, sobre innumerables violaciones de las licencias ambientales del Quimbo, incluso al haber cambiado las licencias, no menos de cuatro veces, siempre en beneficio de la empresa.

Huila no lo tolera más.

El 25 de febrero, inició el Paro Cafetero nacional organizado por los productores de café en Antioquia, Huila, Cauca, Tolima, Quindío, Risaralda y otras regiones cafeteras. Decenas de miles de campesinos en todo el Huila protestaron pacíficamente para presionar al gobierno a tomar medidas para ayudar a los cafeteros como consecuencia de la caída de precios. En Garzón, los enfrentamientos resultaron en más de 25 personas heridas el primer día y los toques de queda puestos en vigor; mientras tanto, en Neiva y las carreteras que conectan Huila con Caquetá y Putumayo todo el transporte está paralizado como consecuencia del paro. Asoquimbo se une al paro cafetero y así mismo se preparapara las futuras movilizaciones. Mercedes Ninco, residente de La Jagua, explicó: "estamos apoyando a los productores de café en el paro. Las políticas del Estado que los perjudican a ellos también nos están haciendo daño a nosotros y la unión es clave para que el gobierno nos escuche." Desde que inicio el Par, el Huila se vuelto el epicentro siendo el único departamento que esta completamente paralizado, incluyendo las obras de Emerald Energy y Enel-Endesa-Emgesa.
 
Lo que sigue siendo evidente es que el Quimbo y otros proyectos de extracción en el Huila son sólo la punta del iceberg. En el mundo, los métodos que los gobiernos utilizan para disfrazar las expropiaciones de tierras por parte de empresas, además de la extracción de recursos, la destrucción ambiental, la militarización y el desplazamiento forzado pasan por señalar que todo esto hace parte del "progreso" y del "desarrollo". Esta visión no es afín a las perspectivas de la mayoría de las comunidades afectadas por estos proyectos. De hecho, la lucha de los movimientos como "Idle No More"
(Nunca más inactivos) en Canadá contra las arenas bituminosas y otros proyectos de extracción en territorios indígenas, los esfuerzos de personas en los EE.UU. en contra del oleoducto Keystone, o la cantidad incalculable de comunidades oponiéndose a minas, represas, oleoductos, y agro-industrias alrededor del mundo, son todas una misma lucha.

Desde los levantamientos liderados por la Gaitana en la década de 1530 contra Pedro de Añasco y las fuerzas invasoras españolas, el pueblo Huilense nunca ha estado ocioso. Si bien, el Paro Cafetero se fortalece y después de una semana no muestra signos de hundimiento a corto plazo, a lo largo del Huila se están reuniendo fuerzas y preparándose para el paro regional que se iniciará el 14 de marzo, el Día Internacional contra las Represas y por los Ríos, el Agua y la Vida. Las comunidades afectadas por la represa del Quimbo y otras industrias extractivas en el Huila, piden acciones directas internacionales en solidaridad con el pueblo Huilense, a través deun mensaje simple, "Industrias extractoras fuera del territorio, la derogación del Tratado de Libre Comercio y Reforma Agraria ya". Como el año pasado, cuando hubo numerosas acciones de solidaridad en todo el mundo, las comunidades del Huila están pidiendo a todxs los demás en la lucha por la Liberación de la Madre Tierra  "inundar" las Embajadas y Consulados Colombianas y/o las instalaciones de las empresas Enel, Endesa, Emgesa, Emerald Energy e HydroChina.