miércoles, junio 24, 2015

La amenaza del P.H. el Quimbo llega a su última hora, y los Huilenses se paran una vez más por la defensa del río Yuma y el territorio



En lo que ha sido ocho años de lucha por un territorio, río libre y digno, las comunidades afectadas por el Proyecto Hidroeléctrico el Quimbo en el centro del Departamento del Huila, Colombia llega a su momento más crítico.  La empresa multinacional Emgesa (Endesa- Enel) responsable por el proyecto hidroeléctrico ha adelantado tan solo una parte de la infraestructura regional a la cual están obligados para iniciar el llenado del embalse programado para el mes de junio de 2015.

Las comunidades que se han organizado y luchado durante estos años con la Asociación de Afectados por el Proyecto Hidroeléctrico el Quimbo (ASOQUIMBO) y el Movimiento Ríos Vivos- Colombia, en el transcurso de este año han vivenciado como la multinacional con el amparo del gobierno nacional esta violando drásticamente todos sus derechos, es el caso de la familia Ávila, propietaria del predio “Las Juntas” en La Jagua, Huila, expropiada a través de la legislación para el despojo del terreno donde practicaban  la ganadería y el ordeño actividades que les ha dado el sustento económico por más de siete décadas.

Movilización ¡El Río de la Vida!

En marzo de este año ASOQUIMBO y Ríos Vivos con el acompañamiento de William Ospina realizaron la Movilización Nacional por la Defensa del Río Magdalena, los territorios y la vida (El Río de la Vida), un recorrido territorial del Macizo Colombiano y Alto Magdalena en los departamentos del Huila y Tolima, recorriendo los territorios afectados por más de 17 represas que se quieren construir como parte del Plan Maestro de Aprovechamiento del Río Magdalena. La movilización inició en San Agustín pasando por Pitalito, Timaná, La Jagua, Hobo, Neiva, Aipe, Tolima y Honda terminando en la Dorada (Caldas).

En el primer tramo del recorrido por el río Magdalena se realizaron marchas y foros donde se informó a los medios público en general de las problemáticas venideras con el Plan Maestro de Aprovechamiento del río Magdalena, que el gobierno nacional por medio de CORMAGDALENA y el gobierno chino  a través de Hydrochina, están adelantando para convertir la parte alta del río en un sistema de represas para la generación de energía (con fines industriales y no sociales) dragando la parte media y baja del río con el fin de facilitar el comercio por medio de una línea ferroviaria conectando el puerto pacifico de Buenaventura con el mar caribe y los mercados del norte del océano atlántico.  

Plan Maestro de Aprovechamiento del río Magdalena

Igual que el P.H. el Quimbo se ha construido a punto de subcontrataciones y consorcios, el grupo Navelena integrado por la empresa brasileña Odebrecht y la colombiana Valores y Contratos (Valorcon) serán los encargados del dragado y encauzamiento del río. Según Portafolio, el dragado tiene la obligación de cumplir con un ancho de canal, profundidad y radio de curvatura que permitan que desde Barrancabermeja hasta Bocas de Ceniza, se puedan movilizar convoyes de 7.200 toneladas; desde Puerto Berrio hasta Barrancabermeja de 6.000 toneladas y de Puerto Salgar a Puerto Berrío de 800 toneladas cada uno. Con esos indicadores se espera que en el primer año ya estén las condiciones para que haya un transporte fluido de carga en los 652 km desde Barrancabermeja hasta Barranquilla. La meta es pasar de 1,2 millones en el 2014, hasta 6 millones de toneladas anuales de nuestros bienes comunes para exportación. El contrato de Navelena está pensado a 13 años y medio, recibiendo más de 2 billones de pesos.

El Plan contempla una cascada de represas desde cercanías del Macizo Colombiano hasta la Honda: Guarapas, 140 MW y Chillurco 180 MW (en Pitalito), Oporapa 220MW (en Oporapa), Pericongo 80 MW (en Timaná), El Quimbo 400 MW (Zona Centro del Huila), Betania 520 MW (construida en Yaguará), El Manso 140 MW (en Neiva), Veraguas 130 MW (en Aipe), Bateas 140 MW (en Villavieja) y continúan las de Basilias 140MW (en Natagaima), Carrasposo 170 MW, Nariño 200MW (en Girardot), Lame 560 MW (en purificación, Ambalema 160 MW (en Ambalema), Cambao 100 MW (en Cambao), Piedras Negras 100 MW (en Honda) y 3 represas más en Honda y el Tolima. 

Ecocidio en La Jagua y los animales afectados

En el centro Poblado de La Jagua las motosierras a manos de los empleados de la contratista Refocosta, empresa contratada por Emgesa, para realizar el proceso de deforestación de la zona de inundación del embalse no han parado de emitir su estruendo provocando lo que ha sido el peor ecocidio en la región hasta el momento.

La tala masiva de árboles adelantada desde el mes de Marzo se encuentra en la Quebrada conocida como Las Cuchas y en la zona de Peñalta. Refocosta viene talando árboles de más de 10 cm de altura desde el paso del colegio hasta La Virginia, los cuerpos épicos de ceiba, iguá, cachimbo, raspa yuco, caracoli, dinde, bili bil y cedro quedan descuartizados y amontonados por todo el paisaje, la concentración más grande se encuentra a las afueras del municipio de Gigante.

Con la excepción de los primeros días en La Jagua, las talas se adelantado sin Contratiempos.   Refocosta vende toda la madera a la empresa multinacional Cartones de Colombia y a la cadena Home Center de Bogotá. Las personas que compran está madera están comprando los bosques masacrados y robados del Huila.

Desde el inicio de la tala de árboles en lugares como San José, Las Peñas, donde el Alemán,  Las Cuchas y Peñalta los cultivadores de uvas en el llano de virgen se quejan de los chimbilás (murciélagos) que han migrado hacia la zona acabando con los cultivos, a los pobladores no les ha quedado más que aplicar más fungicidas o matar a los chimbilás a disparos. Los mamíferos fructíferos y polinizadores perdieron sus hogares y alimentos pero también los loros que viven en las cuevas de las peñas, ya no tiene donde comer y las culebras se ven aplastadas en las carreteras intentando huir de la destrucción. La multinacional Emgesa no reconoce estas afectaciones, ¿será porque los animales no saben hacer fila, que no han sido incluidos en el censo? Emgesa viene contratando veterinarios con el fin de reubicar los animales que encuentran como serpientes, morrocoy, pichones de aves y mascotas abandonados, aunque no todos han corrido con la misma suerte, fauna víctima de esta destrucción  como nutrias, zorros, tigrillos, armadillo y venados.

Un Supuesto progreso

Las carreteras loma arriba entre Garzón y Gigante están en uso, al igual que el puente más largo de Colombia. Quedan contaditas las personas y comunidades fijas dentro de la zona de inundación que siguen resistiendo, en el año 2013 la Corte Constitucional profirió el falló de la sentencia T-135, obligando a Emgesa realizar otro censo de la población afectada en menos de 6 meses, la empresa desacató y se negó a hacerlo como tantas otras obligaciones que tiene por medio de la licencia ambiental y que la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales –ANLA-  ha facilitado el ecocidio del territorio. 

Francisco Cabrera  junto con su esposa Ángela Trujillo se han constituido en verdaderos símbolos de resistencia, luchando por su territorio vereda Veracruz del municipio de Gigante. Desde hace ocho años el pescador Don Francisco exige el cumplimento de la licencia ambiental con el fin de ser  reubicado en un predio  “con igual o mejores condiciones”, algo que la empresa es incapaz de hacer ofreciendo dinero para lavarse las manos de su obligación. En este momento Emgesa está reubicando las personas a predios ilegales ya que no cuentan con garantías para suplir necesidades básicas como el agua potable; es el caso de la comunidad reasentada de La Galda del municipio del Agrado, las cuales  duraron dos semanas sin que llegara el carro tanque con el líquido vital para la comunidad. 

Desde un inicio las comunidades afectadas de la región y los académicos aliados sabían que este ecocidio de hecatombe llamado el Quimbo iba a ser un desastre por la misma irregularidad cómo se aprobó e impuso el proyecto, el cual no era viable. En mayo ASOQUIMBO en la Universidad Surcolombiana de Neiva realizó la Audiencia pública donde representantes de la gobernación, la Corporación Autónoma del Alto Magdalena –CAM-, el docente , investigador y vocero de ASOQUIMBO Miller Dussán así como Cecilia Quimbayo, funcionaria de la Contraloría General de la República realizaron fuertes críticas con base en estudios, tanto a Emgesa como a la ANLA por todas las irregularidades y los incumplimientos del Proyecto Hidroeléctrico El Quimbo en el departamento del Huila.

Respecto a los argumentos presentados en la audiencia se encuentra la falta de restitución de 5,300 Hectáreas (Ha) de tierras agrícolas productivas, los reasentamientos individuales y colectivos sin  el ajuste de los Planes Básicos de Ordenamiento Territorial -POT-, la destrucción de 842 hectáreas de bosque seco tropical y el desconocimiento del programa para el traslado y restauración de la Capilla San José de Belén del Agrado. Además de estos argumentos el 11 de mayo se registró un sismo en el municipio de Gigante de 3,8  a pocos kilómetros del muro del P.H. El Quimbo así como  también las problemáticas con la mortandad de peces debido a los contaminantes y bacterias en el embalse de Betania inconvenientes que se podrían presentar igualmente en el embalse del P.H. el Quimbo.

¡El territorio no se vende, se defiende!

A inicios de junio los pescadores de Yaguará, Campoalegre y Hobo iniciaron una movilización pacífica sobre la vía nacional entre Hobo y Gigante  tomándose la alcaldía y encadenadándose en la entrada. Las familias que obtienen su sustento económico de la pesca artesanal reclaman las múltiples mortandades de peces que ocurren en Betania, Emgesa continuamente se ha negado en reconocer a los pescadores del embalse como población afectada por el P.H. el Quimbo.

El llenado del embalse del P.H. el Quimbo estaba  previsto para el 15 de junio, hecho que no se logró gracias a que el Tribunal Administrativo del Huila ratifico la acción interpuesta por los piscicultores de Betania logrando la suspensión del llenado del embalse. Las comunidades de las poblaciones afectadas por el P.H. El Quimbo de los municipios de Garzón, el Agrado, Gigante, Hobo, Campoalegre, Yaguará y Aipe se movilizaron el 16 de junio a la ciudad  de Neiva participando en el plantón frente a la gobernación del Huila, los pobladores y sectores afectados denunciaron la catástrofe que ha provocado Emgesa en la región, exigiendo igualmente mantener  la suspensión del llenado del embalse. El 23 de junio el Presidente Santos inauguró el Viaducto entre Garzón y el Agrado donde efectivamente la fuerza pública y la seguridad del presidente desalojaron las personas víctimas por el P.H. el Quimbo del puente que buscaban expresar ante los funcionarios públicos el desastre que se está viviendo en la región.

Los pescadores y campesinos afectados por el proyecto hidroeléctrico, se encuentran en alerta para acudir a vías de hecho pacíficas con el fin de proteger el territorio de este desastre anunciado. Las multinacionales y el gobierno colombiano que pretenden seguir imponiendo represas y otros proyectos que causan despojo y destrucción pueden esperar una creciente resistencia por parte de las comunidades que cada día valoran más la riqueza y fuerza de un territorio que les ha dado todo durante varias generaciones, el río, el aire y la tierra, no se venden se defienden.